De PueblosNoticias

ESTO, debe ser investigado, rabia e impotencia

Rafael E. Caamaño-Chino
Rafael E. Caamaño-Chino

Ricardo J. Alfaro en su obra Diccionario de anglicismos se expresó acerca de retaliación de esta manera: “El sustantivo inglés retaliation vertido al español, es represalia, venganza, desquite,

Si una experiencia amarga he tenido en los años que tengo de existencia, es conjuntamente con la política el haber sido atropellado por un motor, en una acción que aún me resisto a creer no fuera un accidente, fruto de la irresponsabilidad, el caos y el desorden que existe en este país.

Sin embargo no puedo dejar de ponderar otros aspectos, posibles a la luz de lo que ha estado sucediendo desde aquel fatal acontecimiento, y en un pueblo donde el imperio de la Ley no existe, salvo que no sea para actual como instrumento represor cumpliendo disposiciones de los todopoderosos


El Jueves 8 del cursante mes de Junio a las 4.00 Pm fui atropellado por un motor conducido supuestamente por un nacional haitiano, que luego del hecho emprendió la fuga.

Llevado de emergencia al hospital y Centro Sanitario Rosa Duarte, tuve de ser referido a la Ciudad de San Juan de la Maguana para ser tratado por un Ortopedista debido a fracturas diversas en el brazo izquierdo y la pierna derecha.

Antes de partir, un Oficial de la Policía Nacional destacado en el hospital, tomaba apuntes del accidente para informar a sus superiores.


Hoy, a 11 días de lo ocurrido y cuando gracias a mi hija que escribe puedo publicar el hecho.

Ninguna acción en aras de esclarecer y detener el conductor de marras ha realizado la policía ni la justicia, no obstante llamadas y reclamos de la ciudadanía y programas noticiosos.

Mueve a suspicacia esta actitud por que es harto conocido que muchos de ellos son designados por injerencias de políticos que incluso pueden establecer su propia cuartel por el número de miembros que han sabido colocar en la institución policial- sin que tengan función alguna que justifique el salario que devengan, a no ser advenedizos al todopoderoso.

Muchos de ellos, en reuniones, lanzaron amenazas de agresión, por no comulgar que el pueblo de Comendador y la provincia Elias Piña siga siendo el feudo donde el robo y las fechorías quedan impune.

GRACIAS A DIOS AUN ESTOY VIVO

Autor: Rafael E. Caamaño