Hablemos de Moca

Hablemos de Moca

trio de amigos mocanos
                                   trio de amigos mocanos

Desde mis inicios, en la evangelización, de manos de Educadores y Educadoras, que nos enseñaron los primeros pasos, para llevar en nuestro interior, el Amor a Jesucristo, han dado sus frutos.

Mas de 50 años, han sucedido y nuestra Fe, y nuestros principios Católicos, han servido para unificar nuestros lazos Familiares, y respetar los derechos de los demás.

Fue una Educación rígida, pero con dignidad y entrega, a donde todos y cada uno tenia una cuota de responsabilidad, en lo que se ale asignaba.

Ingresamos en el grupo de Monaguillos de los años 60. Carlos Rosario el Sacristán, nos enseño una soberbia disciplina, en el horario de asistencia a las Misas, con su forma de darnos CO CO

TA ZOS, cuando en algún momento fallábamos, o simplemente nos distraíamos en la colocación de los Candelabros, Biblia, postura de nuestras Batas y echaduras del Vino o el Agua, en el momento de la Eucaristía.

No había un momento mas feliz, cuando se terminaban las misas, que era el del pago de Lunes a Viernes de 5 y 10 centavos, y el de los Domingos, que iban a la Misa de las 9, la gente de dinero, y nos pagaban 25 centavos.

Inmediatamente me quitaba la Sotana, cruzaba a la pared del Colegio de las Monjas, donde los negritos de los Mangos, Kakiri y su hermano, nos esperaban con una batea de Chulitos fritos, y lo que mas me encantaba era, que lo partía por mitad, y le echaba sal, a la barriga de la masa de la Yuca.

Sacerdotes como el Padre Pilonero, Padre Pedro, Padre Carlos, Padre Fuentes, Padre Ibáñez, Padre Vicente, Padre Alonzo, Párroco Luis Setore, en galardonaron con su vocación y dedicación al Amor que les brindaron al Pueblo de Moca, y en ningún momento desampararon la Juventud, que ellos trataron para la ocasión, junto con la ardua y empeñosa preocupación que nos daba nuestro guía y mentor el Sacristán Carlos Rosario, fue para nosotros, una Bendición que nos atraía, hacia tener que hacer lo correcto.

Aprendí hacer las Ostias, y aprendí, a saborear a veces uno de los mejores Vinos.

Para el nuevo formato de Mocanos.net

Autor: Carlos estrella