Hablemos de MocaMoca

Recuerdos de Carlos Estrella: Una velada inolvidable

Esta velada la viví en persona.

El Matrimonio de la Rubia como se le decía, con Brunito Peralta, el hijo de Masina quien se ve en el fondo a la izquierda, Nery Marcelino, esposa de Eriamo Bencosme y Don Bruno Peralta.

En ese matrimonio, se encontraban los más íntimos amigos de la familia, y allegados.

Bobo Fernández, se encargó de montar todo lo que se necesitaba para ese evento especial del hijo de su Amigo que contraia compromisos matrimoniales.

Ahí, se tomó Bermúdez a más y mejor, y al final sentado en una mecedora casi sin poder valerse Bruno sólo atinaba a hacer señas con las manos diciendo ” C U A “, qué quería decir, ” ya no doy para más “.

Agradezco esta foto que me suministró Melba Bencosme, hija de Nery la de Priamo.

Carlos Estrella.
[22:55, 19/9/2017] Carlos celular Estrella: ¡ HABLEMOS DE MOCA. ¡

Que Ustedes creen ? que sentimos viejos amigos cuando nos juntamos por
pura casualidad después de más de 30 años sin darnos ni siquiera un saludo ni vernos personal durante ese tiempo.

A mi izquierda Francisco Antomío Pérez, ( Panchico ), junto a Carmen Caba, y Antonio Tavarez, fueron los Padrinos de Bautizo de mi primer hijo, Carlos Guillermo Estrella Hernández.( Carlitos ).

Mi compadre, hijo de Tarzan Pérez y Doña Atenaida, fuimos vecinos por más de 27 años, cuando me tocó emigrar a EEUU, por haber procreado tres hijos.

Bautizamos a Carlitos, en la Iglesia Sagrado Corazón de Jesús, en Compañía de mi tercer compadre y orientador Federico Minaya.

Hoy después de 44 años, hicimos una paradita en el frente del parquesito de la Victoria, y recordamos tiempos de nuestro barrio donde nos criamos y el tiempo que pasamos juntos en las aulas del colegio Santo Domingo Sabio.

Carlos Manzur, Panchico y Yo, hemos crecido y hemos recibido de nuestros Padres, todo el cariño y el amor que nos dispensaron Don Elías Manzur y Aurita, Guillermo Estrella y Argentina Rosario y Tarzan Pérez y Doña Atenaida, sólo le pido a Jesucristo por ellos para que donde estén los que ya no estén con nosotros, nos den de por vida su Bendición.

Otro de mis vecinos con más tiempo tratandonos es el del Piano, Papito Ramírez.

Carlos Estrella.\