La Palabra Diaria de hoy – viernes, 23 de octubre de 2020

Compartir

Enviada por: Frank Taveras

PROTECCIÓN

Si el miedo o la preocupación infiltra mi mente, dirijo mis pensamientos hacia Dios.

Al hacerlo me siento protegido y seguro, ya que recuerdo que el amor y el poder de Dios moran en mí.

Al orar afirmo que la luz divina me guía todo el tiempo.

Nada que enfrente en la vida es más grande que Dios.Sé que el poder divino está disponible para mí.

También sé que esa verdad aplica a mis seres queridos.

Los entrego a la presencia de Dios con esta oración “Donde quiera que se encuentren, Dios está”.

Mis palabras los envuelven en la presencia del amor divino que mora en ellos.

Dicho amor los mantiene seguros sin importar lo que enfrenten.

Tengo plena fe que pueden superar valientemente cualquier desafío.

Señor, ¡no me niegues tu misericordia! ¡Permite que siempre me acompañen tu misericordia y tu verdad!—Salmo 40:11


Compartir

Leer anterior

HABLEMOS DE MOCA

Leer siguiente

CURSO ONLINE INTERNACIONAL “IDEAS POLÍTICAS”

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.